22.2.03

LAS BAILARINAS DE CRÓNICAS MARCIANAS, DESNUDAS EN PLAYBOY



Las azafatas de Cronicas Marcianas

Vanesa, Marbelys y Marta, las tres 'marcianas' que noche tras noche animan y caldean el ambiente de Crónicas Marcianas, han posado para el Nuevo Playboy en su número de marzo.

Tras cambiar de empresa editora, renovar su línea editorial y contenidos y sacarse de encima la caspa acumulada por años de conformismo, el Nuevo Playboy España ha iniciado su nueva andadura con muy buen pie y saciando con creces las expectativas depositadas en él. Sin embargo, no ha sido hasta el número de marzo, ya en los quioscos, que han puesto toda la carne en el asador para inaugurar con bomba y platillo esta nueva etapa. Y el regalo no podía ser mejor: el trío más caliente y marciano de la programación ha abandonado temporalmente el plató de Crónicas para pasear su encantos naturales y al natural por el estudio de Playboy. El resultado es una sesión fotográfica eléctrica en la que Vanesa, Marbelys y Marta demuestran porqué las cámaras las aman tanto.

Bellezas con talento

Jóvenes y guapas, estas marcianas no se conforman con contornearse en el plató de Sardá. Convencidas de que la sinergia entre las tres funciona proyectan la grabación de un disco bajo el nombre de guerra de Amalgamma. Experiencia en el mundo del espectáculo no les falta. Vanesa, la pelirroja, ha compaginado la aparición en diversos programas de televisión con sus actuaciones en el mítico y ya desaparecido Molino de Barcelona, y ha llegado a ser chica Freixenet. Marbelys, el exponente del Caribe más salsero, puede alardear de haber pasado por la Compañía Nacional de Ballet Clásico de Cuba y haber participado en varios videoclips, galas y programas televisivos. Finalmente, Marta, lleva más de cinco años paseándose por los platós de televisión y participó en una de las giras de Enrique Iglesias. Estas bellezas no son las únicas que enseñan sus encantos en este mes en la revista. La Playmate es Anna Marie Goddard y el tercer pictorial es el de la belleza polaca Agnieszka Wlodarczyk.

(TELEPOLIS – 22 Febrero 2003)

21.2.03

BORIS IZAGUIRRE, ENTRE EL "GLAMOUR" Y EL RANCHITO



Boris en Zaragoza

El escritor y "showman" Boris Izaguirre llenó de admiradores la Librería General de Zaragoza, donde firmó ayer ejemplares de su última novela, "1965".

Se lo soltó un admirador que pugnaba por ganar la primera fila y era cierto. A la entrada que hizo ayer Boris Izaguirre en la Librería General de Zaragoza sólo le faltó la música de violines con la que suele irrumpir en el plató de "Crónicas Marcianas". Seguramente sonaría de forma inconsciente en las mentes de los fans que comenzaban a atestar la tienda. La noche anterior, Boris había sido lo último que habían visto en su televisor antes de irse a dormir. Pocas horas después, lo tenían enfrente, en carne y hueso y, por cierto, luciendo un cutis estupendo pese a su ajetreado ritmo vital.

El escritor, guionista y "showman", por citar sólo algunas de sus ocupaciones, recaló ayer en la capital aragonesa para firmar ejemplares de su última novela: "1965". Dice que comenzó a mascar la idea de este libro cuando estaba terminando "Azul petróleo" y que en su desarrollo han tenido mucho que ver sus largas conversaciones con Ricardo Bofill. En él narra las vivencias de tres jóvenes, nacidos en 1965 -como el propio autor- que no se conocen y que creen que van a morir cuando cumplan los 37 años. Pese a situar gran parte de la acción en los años ochenta, Izaguirre no cree que su novela sea nostálgica: "Es muy actual, comienza con el corralito en Argentina, pero es normal que cada veinte años se vuelva la vista atrás. Y precisamente los ochenta son pioneros en eso, en recuperar estéticas del pasado". .

Vestido muy de "sport" -pantalón caqui y camisa y jersey de pico a juego, en tonos naranjas- Izaguirre no se vio desbordado en ningún momento por la doble y constante atención que le requerían periodistas y lectores. A la vez que comentaba los pantalones de una niña, contestaba con "okeys" a los responsables de la librería y saludaba con la mano y un "holaaaa" a una señora que asomaba entre la masa repitiendo como un mantra: "ay mi Boris, ay mi Boris".

Cada vez llegaba más gente y el alboroto bien podría ser descrito con uno de los conceptos que él mismo ha popularizado: el ranchito, que viene a ser una especie de "totum revolutum" más bien "kitsch". Boris da la impresión de asumir todo con la misma naturalidad con la que salta del "glamour" a la caspa y explica así su virtud de codearse lo mismo con la Preysler que con Leonardo Dantés: "He tenido la suerte de conocer y vivir en diferentes lugares. Los libra tenemos una enorme capacidad de adaptación".

Boris Izaguirre cree que "Crónicas Marcianas" y su tren de vida actual terminarán algún día y entonces le gustaría dedicarse sólo a la literatura: "Estoy pensando en qué más voy a escribir y eso es mi verdadero trabajo en la vida. Lo demás que me ha sucedido es casi todo producto del azar".

(Ana Usieto – HERALDO – 21 Febrero 2003)

19.2.03

OTANVISION. LATRE RECREA A ANA PALACIO ANTE SARDÀ



Javier Sardá y la ministra Ana Palacio

Hay madrugadas que en Marte despunta el mejor sarcasmo, la mejor ironía. Ocurre raras veces, pero cuando sucede, cuando Sardà saca aquel estupendo mordiente que años atrás solía, disfrutamos muchísimo. La pasada madrugada fue una de estas ocasiones.

Carlos Latre estuvo inspiradísimo. Estuvo sensacional. Estuvo sencillamente magnífico. Recreó con asombroso virtuosismo a la ministra de Asuntos Exteriores Ana Palacio. Un trabajo asombroso que trascendió el mimetismo y alcanzó cotas artísticas de primera categoría. El aire, la mirada, la postura, ese porte existencial de la ministra cuando se pone a mirar fijamente a ningún sitio, con los ojos muy abiertos, que parece que levita desde el pasmo más absoluto...

¡Ah! qué gran guiñol les ha salido. Decía esta Palacio, excitada ante los vídeos que le iban pasando de Beth, la ganadora de Operación Triunfo: "Esa canción llamada Dime, el Gobierno la va a cambiar inmediatamente por Irak is living a bombardeixon, que es mucho más oportuna. Y para que le hagan los coros vamos a desplazar un batallón de geos hasta Riga". Y para reforzar estas medidas, añadió Palacio, pensando en Eurovisión: "El eje franco-alemán no nos votará. Pero Estados Unidos, sí". Tremendo estrabismo. No sirvió de nada que Sardà le advirtiese que los USA no forman parte del festival eurovisivo. Al contrario: ella dio enseguida la receta a seguir: "Cambiaremos Eurovisión por ONUvisión, o mejor aún, por OTANvisión. Y lo vamos a dar en diferido para que no se repita el bochorno de los Goya". Y el cachondeo era infinito.

En casa también nos reímos mucho. Pasamos un rato francamente divertido. Pero luego, concluida la risa, comenzó a emerger en nosotros ese poso reflexivo que toda ironía lleva adherida. Entonces llegó el susto: vistos los modos y maneras del Gobierno, la farsa puede acabar siendo --¡ay!-- realidad pura y dura.

(Ferran Monegal – EL PERIODICO – 19 Febrero 2003)

Y NOS REÍAMOS CON GILA...



Confieso que me reí la otra noche con Javier Sardá. Fue concretamente el lunes, cuando acababa de saberse que sería la catalana Beth y no la vasca Ainhoa quien representará a España en Eurovisión. Tuvo gracia el presentador de ‘‘Crónicas Marcianas’’ anunciando un nuevo conflicto internacional.

«¿Quién nos va a votar ahora?, después de que Aznar nos ha puesto a la gresca con media Europa», se preguntaba consternado. La ministra de Exteriores, Ana Palacio ­en versión Latre­ lo tenía claro: «pues, ¿quién nos va a votar? Italia, Inglaterra y... Estados Unidos». «Pero, señora ministra ­la corregía Sardá­ Estados Unidos no está en Europa». Aunque con tanta confusión, una ya no sabe si quien manda en la UE es Bush, Aznar o Chirac.

Lo mismo el ‘‘amigo americano’’ acaba echándonos una mano en Letonia, para que ganemos el concurso eurovisivo. ¿Entrará eso dentro de los inimaginables beneficios que prometió Jeb, en su visita a Madrid, después de proclamar la República? ¿pensarán darle también el Oscar a Almodóvar? La ignorancia es atrevida. En estos días, Tele 5 emitía un plano tomado de un informativo de la televisión norteamericana, donde Irak estaba situado encima de Chequia y a la izquierda de Polonia... a este paso, los generales del Pentágono acabarán atacando a los chechenos.

(Amaia Fano - DEIA – 19 Febrero 2003)

14.2.03

CARLOS LATRE: "CON UNA IMITACIÓN PUEDES MACHACAR A MUCHA GENTE"



El humorista e imitador Carlos Latre, famoso por sus caracterizaciones en el programa de Tele 5 "Crónicas Marcianas", afirmó hoy que con una imitación "hecha con mala idea, puedes machacar a mucha gente", si bien en su caso sólo clona a los personajes para hacer reír, "pero sin maldad".

Latre, que presentó en Salamanca en un rueda de prensa pródiga en bromas su espectáculo "1+1 no son dos", en el que durante dos horas desgrana junto a Xavier Deltell unos 160 personajes, aseguró que ninguno de los famosos a los que imita le ha dicho nunca que no le guste su trabajo, aunque conoce a algunos a los que no les hace demasiada gracia ser plasmados.

Tamara, Carlos Jesús, Bea la becaria, la Pitonisa Lola, Jesús Quintero, Pepe Navarro, El Fary, Jesús Hermida, Chiquito de la Calzada, Torrente, la Duquesa de Alba, Carlos "Yoyas", José Manuel Parada, Manuel Fraga, Adolfo Suárez, José María Aznar y Rappel son sólo algunas de las personas a las que "calca" Carlos Latre, de 23 años.

En gira desde septiembre y hasta el próximo agosto, la actuación se desarrolla sobre un sencillo fondo negro en el que los dos humoristas "crean un mundo" e hilan las imitaciones, aunque no como en televisión, pues la transformación se limita a las pelucas y los gestos de la cara, además de la voz.

"Xavier es la gran sorpresa de la gira, todo el mundo está acostumbrado a verle en sus entrevistas surrealistas, pero aquí aparece alguien totalmente desconocido, el 'anti-imitador'; es un genio sin saberlo, despistado y en su mundo, pero con esa vuelta de tuerca que hace que te desternilles", dijo Latre sobre su compañero.

Deltell, por su parte, opina sobre Carlos Latre que es "alucinante, sobre todo cuando va a crear un personaje nuevo", algo que genera gran expectación entre el equipo de "Crónicas Marcianas".

Precisamente es uno de sus miembros, el venezolano Boris Izaguirre, al que Latre considera su imitación más lograda, tanto que incluso lo ha suplantado por teléfono alguna vez.

Javier Sardá, a quien le gusta sorprender, "se lo pasa muy bien y nunca sabe lo que voy a hacer; tiene plena confianza en mí".

Latre imita el timbre de voz de las personas a partir de una recreación mental, modulando su discurso "hasta llegar a lo que tengo en la cabeza", aunque piensa que el secreto de una buena recreación no es sólo la voz, sino un buen oído y en especial la mirada: "Si la tienes, lo tienes todo".

A pesar de los muchos programas que ha hecho, el artista asegura que a la hora de subir a un escenario, "tranquilidad, ninguna, porque al público hay que ganárselo y no hay ninguno igual".

(EFE – 14 Febrero 2003)